Muchos vegetales y frutas poseen un periodo de duración muy corto después de que han sido cosechados a la temperatura normal del cultivo de dónde proceden. El enfriamiento que sucede después de la cosecha, remueve de manera rápida la temperatura originaria del campo, permitiendo con ello que se den periodos de almacenamiento amplios, asimismo, ayuda a conservar la calidad hasta que el producto llega a las manos del consumidor final, brindando así al mercado cierta flexibilidad y permitiendo en mayor tiempo el aumento en las ventas de los productos cosechados.

Cuarto frío | Unifrio

Sin embargo, siempre será indispensable contar con un respaldo, en caso de que las frutas y las verduras se empiecen a descomponer antes de tiempo. Lo mismo aplica para todos los demás productos alimenticios. Para evitar la pérdida de los comestibles y de las ganancias que se pueden obtener con ellos, es de mucha utilidad usar un Cuarto frío. No en vano, son muchas las industrias que hacen uso de este sistema de enfriamiento en sus procedimientos.

El control adecuado de la temperatura es necesario para mantener la calidad del producto fresco que esté en almacenamiento. Con la construcción de los cuartos fríos, los productores, expendedores y empacadores pueden disminuir el costo total procedente del uso de estos sistemas de refrigeración. A continuación, en este espacio de Unifrio, daremos a conocer diversos aspectos relativos a los cuartos fríos, por ejemplo, la planeación, el cálculo y los requerimentos para la construcción de estos, esperamos que dicha entrada sea de agrado y utilidad para usted, querido lector.

Control de la temperatura.

Funcionalidad: el proceso de refrigeración se entiende como un mecanismo cuya finalidad es la ausencia de calor. Para que dicho proceso se efectúe con eficacia es necesario contar con los siguientes equipos:

  1. Evaporador
  2. Compresor
  3. Condensador
  4. Válvula de expansión

Dimensiones del cuarto: estas serán basadas según el proyecto y las necesidades de los clientes. El espesor en los muros va a depender de la temperatura que se necesite en el interior del cuarto frío, ya sea un cuarto conservador, uno congelador, o un cuarto con temperatura de confort.

Se sabe que para asegurar que no sea dañado un panel al momento de su confección, manejo, traslado e instalación, debe tener un mínimo de grosor, pues con esto se vuelve  más fácil su manejabilidad. Es recomendable hacer un hueco con unos 45 cm aproximadamente en los plafones, con la finalidad de proteger a las juntas entre sellados, paneles, fijación, barreras de vapor y tornillería. Es de suma importancia tener información precisa de la temperatura máxima externa y de la humedad imperante en la región donde se desea colocar el inmueble. Cada uno de estos datos nos servirá de referente para obtener los paneles espesores. Para determinar el espesor ideal de los paneles, consulte con los asesores y expertos que laboran en Unifrio.

Cuarto frío | Unifrio

Aislamiento: en la actualidad, la espuma rígida del poliestireno es el material más utilizado para el aislamiento del frío. Para obtener excelentes resultados en la construcción de un cuarto frío, es indispensable realizar las instalaciones de manera correcta, siguiendo las normas establecidas.

El espesor de espuma requerido para el aislamiento puede calcularse con exactitud en base a la temperatura de operación, la temperatura de la localidad y la entrada de calor por medio del techo o los muros considerados en la selección del equipamiento de refrigeración. Generalmente, el espesor aislante es seleccionado de tablas preparadas, esto en función de la temperatura que impere en la operación.

Barrera de Vapor: se trata de una membrana impermeable que debe colocarse en la cara con más calor del cuarto para inhibir la presencia del vapor. El paso del vapor de agua que es contenido en el aire dentro del cuarto es evitado con el impermeable. Si el vapor llegara a penetrar, no tendría eficiencia el aislamiento y en el caso de que la cámara labore a temperaturas menores a la de congelación se generaría hielo, el cual, al acumularse imposibilita el aislamiento. La impermeabilidad varía en función del nivel de temperatura en la operación y la humedad procedente del medio ambiente. Esta está definida por una unidad llamada PERM. Un PERM es semejante al paso de una cantidad mínima de vapor de agua por medio de un pie cuadrado de superficie, bajo la presión de una pulgada de mercurio, en una hora.

Requisitos: la transmisión de valores térmicos por medio de los paneles entre el lado exterior e interior no tiene que exceder los 10 W/m2 (esta es información que nos auxilia a determinar el espesor de un panel y no para hacerlo con la capacidad de refrigeración).

Cámara del aire: se trata de una cubierta usada para resguardar los paneles, que es colocada encima, a una altura de 1.50 m., de la envolvente de Insulpanel plus. Se sugiere que los materiales usados para construir un cuarto frio sean nuevos y no de medio uso.

Sellado: en las juntas es recomendable colocar un sello por ambos lados con Sikaflex-1a o algún producto similar (es una masilla elástica, hecha de un solo compuesto con base en poliuretano, usado para el sellado de juntas estructurales o arquitectónicas).

Esperamos que esta entrada haya sido de su agrado, querido lector. Si desea disponer de este tipo de tecnología, no olvide en comunicarse con nosotros, Unifrio, ya sea por medio de nuestra página web o directamente en nuestras oficias, le ayudaremos  en todo lo relativo a la construcción de un cuarto frio. ¡Nos vemos en la próxima entrada de Unifrio!